Hoteles literarios

Bar Hemingway en el Hotel Ritz

Bar Hemingway en el Hotel Ritz

Writers bar en el Hotel Raffles

Writers bar en el Hotel Raffles

Karen Blixen Suite en el

Karen Blixen Suite en el Norfolk

Permanecí dos días en Asuán y me alojé en uno de esos legendarios hoteles que hay salpicados por el mundo y a los que un escritor debe acudir inevitablemente. Porque, como bien escribe en su libro Hotel Nirvana Manu Leguineche, «el viajero se mece en el mito, se recrea en la atmósfera de esos hoteles». Yo los llamo «hoteles literarios», pues guardan en sus salones y en sus bares una atmósfera de novela. Son, por ejemplo, el Raffles de Singapur, que remite a Kipling y a Conrad; el Norfolk de Nairobi, que nos recuerda a Isak Dinesen; el Ritz de París, donde Hemingway acabó con todas las reservas de martini, o el Continental de Saigón, donde flota el fantasma de Graham Greene. La lista sería interminable. Saben a literatura porque han ocupado plaza en libros inolvidables. Y saben también a cine porque han sido escenario de magníficas películas.

 Los caminos perdidos de África, Javier Reverte, p.388
Anuncis

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out /  Canvia )

Google photo

Esteu comentant fent servir el compte Google. Log Out /  Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out /  Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out /  Canvia )

S'està connectant a %s