La censura se ablandaba con Lara

El hecho de que Lara fuera un ex legionario y un franquista convencido hacía que la censura le permitiera publicar algunos libros que no habrían pasado la censura en otras editoriales. Manuel Vázquez Montalbán cuenta que fue a parar a Planeta cuando la censura le rechazó Yo maté a Kennedy (1972). En principio, la novela la debía publicar Carlos Barral, pero no pasó el filtro censor. «El mismo Barral me aconsejó que probara con Lara —explica Vázquez Montalbán—. Lo hice y, tras cambiar una única palabra, carne por cuerpo, la censura le dio el visto bueno».

En enero de 1954, cuando Juan Goytisolo vio que la censura le impedía publicar Juegos de manos, novela finalista del Premio Nadal, fue a Madrid para hablar con Dionisio Ridruejo y pedirle que le ayudara. Ridruejo leyó la novela, le gustó y fue a ver al ministro de Información y Turismo, Gabriel Arias Salgado. El ministro no se dejó convencer, pero Juan Goytisolo tampoco se rindió. Llamó a las puertas de Planeta y José Manuel Lara obtuvo el permiso para publicar el libro tras realizar algunas tachaduras. Juego de manos se publicó en Planeta en el verano de 1954.

Tiempo de editores, Xavier Moret, p.134